Secciones


Últimas reseñas

martes, 2 de diciembre de 2014

De musical con El rey león

¡Hola a todos! ¿Qué tal ha comenzado el mes?  Como ya os comenté hace un par de días me fui a Madrid para disfrutar de un musical que hace mucho tiempo que deseaba ver, El rey león, y como siempre hago hoy vengo a traeros una pequeña opinión del mismo.



La obra como muchos seguro que sabéis se representa en el Teatro Lope de Vega de Madrid, un teatro que hasta hace unos días no conocía y aunque pequeñito me ha resultado encantador.  Lo primero para aquellos que como a mí este teatro os pille de nuevas, pero queráis ir a ver el musical, os digo que la obra se ve genial prácticamente desde cualquier punto del teatro, y es mejor si puedes pillar tus localidades de la mitad del teatro hacia atrás. En mi caso me pilló una localidad de pasillo, otra cosa que si os es posible conseguirlas, os llevaréis más de una sorpresa y también algún pequeño susto (No todos los días te pasa un elefante justo al lado =P)

Hablando de la obra propiamente, decir que la historia de El rey león es archiconocida por todos. No voy a detenerme en hablaros del argumento porque no creo que haya nadie que al menos a grandes rasgos, no lo conozca.


La puesta en escena de este musical es simplemente impresionante. Ya desde el primer minuto de actuación, con la presentación de Simba, son capaces de dejarte con la boca abierta. La caracterización de cada uno de los actores es un trabajo de 10, desde los protagonistas hasta el último animalillo que aparece al fondo de la escena.

Los disfraces son una auténtica maravilla. Cómo han conseguido crear un mundo de animales sobre un escenario es increíble. Los actores principales están perfectamente caracterizados, destaco especialmente las máscaras de Mufasa y Scar que en las peleas con ese movimiento daban un efecto increíble. Pero tanta mención merecen estos actores principales como todos los que les acompañan, los bailarines que aparecían como plantas, gacelas o apestosas hienas y que por un momento olvidabas que eran personas para verlos como  aquello que representaban, fabulosos.


Las actuaciones de todo el elenco son soberbias. Los cantantes tienen unas voces que quitan la respiración. Los pequeños Simba y Nala he de decir que tienen un mérito increíble, para ser tan pequeños cargan con una buena parte del peso de la actuación y lo hacen a las mil maravillas. Si ya son unos artistazos ahora a saber lo que pueden lograr en unos años. Y en cuanto a los mayores, el personaje de Mufasa me ha parecido espectacular. Rafiki una auténtica DIVA, así con mayúsculas. Simba y Nada adultos en mi opinión tienen una de las canciones más bonitas con “Siento un nuevo amor en mí” que es capaz de quedarte con cara de boba. Timón y Pumba son para partirte de risa con ellos sobre todo en cierta escena antes de la pelea final en la que todo el teatro reía a carcajadas, aunque reconozco que si he de quedarme con un personaje cómico en esta obra, el premio gordo es para Zazú, el talento que tiene su actor tanto para darle voz como para manejar a ese pajarraco es impresionante. 


Los bailarines por su parte te dejan con la boca abierta con todas las coreografías y bailes que realizan a lo largo del espectáculo. Saltos, piruetas y contorsiones que realmente te hacen preguntarte si esos chicos no serán de goma. El baile de las hienas simplemente genial.

Los decorados estaban perfectamente cuidados. Capas y capas de decorados se iban superponiendo consiguiendo algunos efectos preciosos sobre el escenario. También cabe destacar el juego de luces y sonido. Algunas de las escenas, y eso me sorprendió mucho, no están realizadas por los propios actores, sino que era narradas a través de un juego de luces y sombras tras los decorados. Muy original y que daba un toque perfecto a la obra.


La música de la orquesta increíble, son capaces de hacerte vibrar o de mantenerte en tensión a lo largo de  todo el musical. Una mención especial para los dos percusionistas que estaban situados a ambos lados del escenario y que le daban el broche de oro a las canciones. 

Las letras de las canciones, os advierto para los que vayáis con esa idea, no son iguales a las que nos tiene acostumbrados la cinta de Disney. Las canciones son las mismas, pero con algunas modificaciones, lo que en mi opinión  es una ventaja enorme porque si no, al menos a mí, me habría sido imposible no cantarlas por lo bajo. De este modo te fijas mucho más en cada una de las letras. También hay algunas canciones nuevas como “Nuestro hogar” cantada por Nala adulta, que es una preciosidad.


En resumen El rey león ha resultado ser una experiencia única y que no puedo hacer otra cosa que recomendar. Ahora por fin comprendo todas las maravillas de las que me había hablado respecto a este musical y os digo que no hay ninguna exageración. Música, actores, bailarines… todo el equipo en su conjunto hacen un trabajo soberbio. Este musical te hará reís, soñar y emocionarte tengas la edad que tengas.

Besitos musicales ^^

4 comentarios:

  1. Muchos amigos han ido a verla y dicen que es espectacular, yo si pudiera moverme iría pero claro ya el tren me cuesta un pastón, me alegro que lo hayas disfrutado. Por cierto me quedo por aquí y ya te sigo. Un beso

    Felices lecturas!!

    ResponderEliminar
  2. Jo vaya envidia más sana, yo tengo un par de colegas que han ido a verlo y quedaron maravilladas.
    Besinos

    ResponderEliminar
  3. ¡Que envidia me das! Llevo queriendo ir desde que lo estrenaron... Algun dia lo conseguiré jjejeje

    ResponderEliminar

Todo blog se hace grande gracias a los comentarios, por eso os animo a todos a dar vuestra opinión, estaré encantada de leer todos vuestros comentarios.
Pero recordar que cuando deis vuestra opinión, sea siempre con respeto y sin ofender a los demás. Cualquier comentario ofensivo desaparecerá rápidamente.
Tampoco se permitirán el spam ni los enlaces, si quieres que visite tu blog, contacta conmigo a través del email.
Ahora si ¡a comentar!